Cuando y Como Cruzar a Nuestra Hembra

¿Quieres cruzar a tu hembra y no sabes cómo?

A continuación, te compartimos los pasos que debes seguir antes de  que tu hembra se reproduzca.

Primero: cerciórate que  haya sido desparasitada  de la manera correcta, antes de que entre en celo.

Recuerda que si nuestra hembra arroja parásitos cuando se inicia esta práctica, quiere decir que no se han erradicado completamente. Debemos de hacerlo paulatinamente.

Esto se logra repitiendo el proceso de desparasitación una vez cada dos semanas, durante  4 ocasiones.

Haciéndolo de la manera correcta,  erradicaremos los parásitos de su cuerpo al 100 % y en consecuencia, si la hembra seleccionada llega a ser madre, no los transmitirá a sus cachorros.

Segundo: sí decides vacunar a la hembra durante su gestación, no lograrás que los anticuerpos traspasen la barrera placentaria,  por ello no es recomendable hacerlo.

Los cachorros al estar dentro del útero de la madre, sólo pueden adquirir un 10% de inmunidad y no más.

El resto de su inmunidad podrá ser adquirido después de nacer, una vez que comiencen a alimentarse de su madre, por medio del calostro que  comerán.

El primer alimento en su vida, debe de ser el calostro. Allí se encuentran los anticuerpos necesarios y suficientes que ellos necesitan, para ser protegidos ante los virus y bacterias a los que estarán expuestos durante su desarrollo.

¿Cuándo se puede comenzar a cruzar una hembra Canina?

En México contamos con una Federación Canina (FCM), cuando alguien se incorpora a ella, tiene que apegarse a un reglamento, de lo contrario, el dueño puede ser penalizado.

Una de esas reglas nos indica cuando es que podemos iniciar con la reproducción de nuestras hembras.

La edad mínima que necesita una hembra  para poder iniciar con su reproducción  según los estatutos de la FCM, es de un año en adelante.

A partir de esta edad, ya podremos cruzar a nuestra hembra  en su próximo celo.

Las hembras que cuenten con su pedigree expedido por la Federación Canina, son las más factibles para reproducirse primero.

Si lo hacemos de la manera correcta, no tendremos problemas a futuro con la asociación que nos rige.

De no respetarse la normatividad, la  FCM penaliza a los dueños con por lo menos con un año de inactividad.

La sanción para el ejemplar con el que se hayan quebrantado las reglas, será que no podrá volver a ser reproducido ante la FCM durante un año completo, una vez pasado este tiempo de penalización, se podrá volver a reproducir dicho ejemplar que estaba inactivo.

¡Recuerda!

No olvides que en  CaliBulls contamos con alquiler de sementales con pedigree internacional, al adquirir tu servicio te asesoraremos para que tengas la certeza de que tu hembra quede gestante y pueda tener cachorros más fuertes y sanos.

Si quieres conocer nuestro servicio de sementales da click aquí.