EJERCITAR AL BULLDOG INGLES

<

Ejercitar al Bulldog Inglés

Introducción

Existe la creencia generalizada de que no es posible ejercitar al Bulldog Inglés en forma intensa.

Es perfectamente posible ejercitar al Bulldog Inglés
Ejercitar al Bulldog Inglés es perfectamente posible, saludable y placentero.

Se piensa que es un animal más bien sedentario. Por ende, que no será muy afecto a realizar esfuerzos por tiempos prolongados.

Nada más alejado de la realidad.

Si bien es cierto que no posee un físico de aspecto demasiado atlético, la verdad es que es perfectamente posible ejercitar al Bulldog Inglés.

¿Qué se requiere para ejercitar al Bulldog Inglés?

Para responder a esta pregunta es necesario considerar muy diferentes aspectos.

Desde el punto de vista de salud e higiene, para ejercitar al Bulldog Inglés es necesario que tenga cubierto su cuadro de vacunación. De este modo se previene, dentro de lo posible, el contagio de alguna enfermedad al sacarlo a realizar actividad física.

El cariño que se le proporcione al animal es otro factor importante. Un perro que se siente querido disfrutará y por ello esperará con ansia los momentos en que pueda compartir con su dueño un tiempo de esparcimiento y de diversión.

Los perros que reciben cariño tienen mejor disposición a convivir con sus amos.
Un perro que recibe suficiente cariño estará más dispuesto a convivir con sus amos y pasar mucho tiempo de diversión y esparcimiento con ellos.

Otro punto a considerar es la disciplina. Para que adquiera una buena condición física, el animal debe ser ejercitado con constancia y con la frecuencia necesaria.

Factores a tener en cuenta al ejercitar al Bulldog Inglés

Existen varios factores que no deben perderse de vista cuando se ejercita a un Bulldog Inglés.

Ejercitar al Bulldog Inglés en bicicleta.
Se puede ejercitar al Bulldog Inglés caminando, corriendo o en bicicleta.

Primero, se puede llevar al ejemplar a realizar caminatas, correr con él o utilizar una bicicleta. La intensidad y duración de los recorridos dependerán en gran medida de cada perro en particular, así como de la frecuencia y constancia con la que se le ejercita y el tiempo que lleva ejercitándose.

No se debe olvidar que el Bulldg Inglés es un animal pequeño, de peso elevado y que sus patas son cortas y no muy fuertes. Por tanto, si no se tiene cuidado, se corre el riesgo de agotar al animal por someterlo a realizar ejercicio de manera repentina o exagerada.

Entonces, es recomendable no salir a ejercitar al perro cuando el calor es intenso. Lo mejor es hacerlo muy temprano en la mañana, cuando el Sol no ha terminado de salir, o por la tarde cuando el Sol ha disminuido su intensidad.

Asimismo, cuando se sale a ejercitar al Bulldog Inglés se debe ir preparado con suficiente agua fresca y una toalla. De este modo, se podrá refrescar al animal en caso de que sea necesario.

No se debe comenzar a ejercitar al Bulldog Inglés de manera repentina.

Se debe iniciar con ejercicio leve e ir incrementando la intensidad paulatinamente a lo largo de varias semanas, según cómo el perro vaya reaccionando a la ejercitación.

Un dueño atento notará de inmediato si el animal requiere mayor intensidad o si se está yendo demasiado rápido con el aumento de ejercicio. Como ya se mencionó antes, cada ejemplar es diferente y tiene diferentes necesidades.

Aquí hay algunos vídeos de como acondicionamos a diversos bulldogs en el Criadero CaliBulls:

Recomendaciones adicionales

Durante las sesiones de ejercicio, es importante intercalar períodos de descanso.

Por ejemplo, supongamos que se ha planeado una caminata de dos kilómetros con el can. Puede recorrerse un kilómetro, hacer una pausa tan prolongada como se requiera y luego terminar el segundo kilómetro del recorrido.

En general y sólo como guía, se recomienda (continuando con el ejemplo anterior) que si el primer kilómetro de recorrido se realizó en 10 minutos, se haga una pausa de 10 minutos antes de iniciar el recorrido del segundo kilómetro.

Sin embargo, una vez más, cada caso es distinto y depende de la necesidad de cada animal.

Si es necesario debe refrescarse al animal.
Si es necesario, debe hacerse una pausa para refrescar al perro con agua. Puede hacerse con una toalla mojada o directamente arrojando agua sobre todo su cuerpo.

Por otra parte, al llevar a ejercitar al Bulldog Inglés se debe prestar atención a su respiración. Esta debe ser limpia, es decir, el perro no debe roncar mucho al jadear.

Los ronquidos son señal de que el perro está cansado o acalorado. Por lo tanto, si aparecen es momento de refrescar al animal y/o permitir que descanse un poco antes de continuar con su ejercitación.

Para refrescar al Bulldog, puede utilizarse una toalla mojada o directamente arrojar agua sobre todo su cuerpo.

Finalmente, es conveniente revisar la lengua del ejemplar mientras se le ejercita. La lengua del Bulldog Inglés es de color rosado. Si la lengua adquiere un color subido, es momento de parar hasta que el animal de muestras de estar recuperado.

Volver al comienzo

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Loading...